sábado, diciembre 16, 2006

 


Para los que no seáis de Cádiz, QUÉ RICO, DIOS MÍO son unas jornadas de venta de dulces navideños de conventos de la provincia. Se celebran en la Diputación y , aunque oficialmente duran tres días, a la mitad del segundo ya se han quedado sin existencias XD. Un mega-éxito, año tras año...

Comments:
y la iglesia cobrando, y de impuestos ni un duro pagara
 
arf...rosquiiiiiiiiiillas...
es lo mejor de estas fiestas...ah, no, no olvidemos esta maravillosa iluminación XD
 
Yo quero... snifis.
 
¡¡Qué buena idea!! ¡¡Yo también quiero!! ^_^
 
Me juego los pelos del bigote... a que había mayoría de la tercera edad. jejeje
 
Coño, que hambre me ha entrao leyendo la tira...
 
Gracias por el aviso. hay muchos que te leemos desde fuera de Cádiz.

Feliz Navidad!
 
Publicar un comentario en la entrada



<< Home

This page is powered by Blogger. Isn't yours?